volver arriba

Jueves Santo

La celebración del Jueves Santo es una invitación a entrar en el misterio de la Pasión de Cristo. Quien desee seguirle tiene que sentarse a su mesa y, compartir cada paso de aquella noche en que le entregaron.

Pero antes de la entrega total, ha invitado a sus discípulos a compartir la mesa de la Pascua y les ha lavado los pies. Los discípulos no recuerdan ¿o no quieren recordar?, qué él, el Maestro, se había dejado lavar los pies por una prostituta. Hace falta mucha humildad para lavar los pies y no menos para dejárselos lavar, depende de por quién.

Él, que siendo de “condición divina no hizo alarde de su categoría de Dios”, que “sabiendo que el Padre había puesto todo en sus manos, que venía de Dios y a Dios volvía” siente tal amor que, se arrodilla ante sus discípulos y les lava los pies, y hoy sigue arrodillándose ante cada persona, y le lava los pies, y se arrodilla ante mí, para mi sorpresa, y me lava los pies en un gesto de acogida incansable, de amor misericordioso, de amor hasta la locura que, le sube, también este año, a Jerusalén.

Y no sólo me lava los pies. Se hace sacramento permanente en el pan y en el vino de aquella noche de Pascua, pan y vino que se convierten en su Cuerpo y Sangre para todos los que quieran recordarle y esperar su venida al final de los tiempos.

Y no os canséis de reuniros. Y no os canséis de recordar todo lo que os he dicho. No olvidéis esta noche. Bendecid el pan y el vino. Hacedlo, en memoria mía.

La noche en que le entregarían… Pero hoy no es la noche, hoy celebramos que la vida no le fue arrebatada, que él la entregó por alguien, por nosotros, por mí. "Nadie me quita la vida, sino que Yo la entrego libremente. Yo tengo poder para entregarla." Celebramos el sabernos amados por Dios. Celebramos que su muerte no fue un fracaso.

Hoy se inicia la fiesta de la "crisis pascual", de la lucha entre la muerte y la vida, ya que la vida nunca fue absorbida por la muerte pero si combatida por ella.

Hoy es la noche en que le entregarían… hoy es la noche de la libertad, de la entrega, del  Amor.

FOTO



« Sábado Santo Domingo de Resurrección »

¿Quieres recibir en tu email nuestro boletín informativo? Es fácil: apunta tu dirección de correo electrónico.