abril 20, 2015
Inicio 9 Carmelitas 9 A la casa del padre 9 2015 9 Hna. Elisea Fernández Ibáñez

Hna. Elisea Fernández Ibáñez

¡Qué dicha, oh mi Amado, estar junto a Ti!
Ansiosa de verte, deseo morir…

(Poesía de Santa Teresa, “Ayes del destierro”)

Muy queridas hermanas:

Comenzamos el nuevo trienio con un saludo de esperanza en la resurrección de Cristo y en la resurrección de nuestra hermana ElISEA Fernández Ibáñez que ha fallecido el día 18 de abril de 2015, sábado, jornada mariana, en la comunidad “El Carmen” de Burgos. Tenía 92 años de edad y 73 de vida consagrada. Ella, que como Teresa de Jesús, deseaba estar junto al Amado, ya está disfrutando de su presencia y participando en el Banquete eterno junto con María, nuestra Madre, los santos y todos los que la han precedido.

Hna. Elisea nació en Valdespina (Palencia) el día 7 de octubre de 1922. En el ambiente familiar fue conociendo al Señor y descubriendo la llamada a seguirle como Carmelita Misionera. Con el deseo de vivir para Él y de ayudar a los hermanos ingresó en el Carmelo Misionero en el año 1940 y profesó en el noviciado de Pamplona el 19 de julio de 1941. Destacamos lo más significativo de su trayectoria comunitaria y apostólica. Los primeros años de su vida religiosa, del 1941 al 1958, los vivió en las comunidades de Barcelona y Boltaña (Huesca) realizando diferentes actividades en los colegios, en la atención a los enfermos y en otros servicios comunitarios. De Barcelona va a Francia donde atendió y cuidó con profesionalidad y delicadeza a los enfermos en las Clínicas de Villeneuve y Perpignan y colaboró activamente en las respectivas comunidades. En el año 1976 fue destinada a comunidad de La Coruña y estuvo trabajando durante muchos años en la Guardería cuidando a los más pequeños, tratándolos con gran cariño y delicadeza; todavía la recuerdan con gratitud. Finalmente en el 2007 fue destinada a la comunidad El Carmen de Burgos, aquí vivió la última etapa de su existencia y llegado a la “casa eterna” donde ha recibido el abrazo de Dios Padre y la palabra de reconocimiento a su respuesta en fidelidad “entra en el gozo de tu Señor, recibe la corona de la vida”.

Los últimos días de su espera no han sido fáciles, el caminar ha sido lento hasta llegar a la Patria eterna, etapa en la que ha sentido, aunque no estaba muy consciente, la presencia del Dios de la Vida, la compañía de las hermanas, de la familia, del personal de la Residencia y del Centro donde ha fallecido. Hoy la contemplamos gozosa y resucitada.

Su vida ha dejado huella, la huella del gozo vocacional, la entrega, la disponibilidad, la sencillez, la bondad y la acogida. Hna. Elísea era mujer de paz, alegre, fraterna, de buenas relaciones humanas; actitudes que reflejan su vivencia teologal, su trato de amistad con el Señor y su servicio a la Iglesia. Se percibía en sus gestos y palabras el amor a la Congregación, a las hermanas, a su familia y a los que han convivido y trabajado con ella.

¡Gracias Elisea! por tu testimonio evangélico y carismático, por las bellas páginas de nuestra Historia que día a día has ido escribiendo. Gracias porque la luz de tu lámpara ha iluminado el camino de las/os hermanas/os con los que has compartido vida y misión.  Contamos con tu intercesión ante el Padre, que también nosotras seamos testigos de la luz, la alegría y esperanza en Cristo resucitado.

Un abrazo, en nombre del Consejo Provincial

Hna. Carmen Ibáñez Pórcel
Madrid, 19 de abril de 2015

Categorías

diciembre 2022
L M X J V S D
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031  

0 comentarios