abril 1, 2013
Inicio 9 Carmelitas 9 A la casa del padre 9 2013 9 Hna María Gorroño Legarra

Hna María Gorroño Legarra

“Cristo ha resucitado
resucitemos con Él”

Muy queridas Hermanas:

En la Pascua de Resurrección, días de luz y de gozo, os comunico el paso a la VIDA de nuestra HNA. MARÍA GORROÑO LEGARRAEl Viernes Santo el Señor la llamó a celebrar la Pascua eterna. Su muerte, un tanto inesperada, nos confirma, una vez más, el actuar y las palabras del Señor, “estoy a la puerta y llamo” a los que tienen la lámpara encendida, para que entren a celebrar el Banquete de Bodas. Falleció el 29 de marzo de 2013, a los 85 años de edad en la comunidad “Mater Carmeli”, enfermería de Vitoria.

Hna. María nació en Ibarruri (Vizcaya) el día 20 de agosto de 1927. Vivió 61 años de consagración al Señor en el Carmelo Misionero, manifestando y testimoniando la fuerza y el gozo vocacional. Su misión principal ha sido la atención a los enfermos y otras actividades comunitarias. Estuvo en Torrelavega, Bilbao, San Sebastián, Santander y Vitoria. Ha sido muy querida por todas las personas con las que se ha relacionado en la comunidad y en las Clínicas y Residencias donde ha trabajado. También estuvo unos años, del 1984 al 1990, cuidando a sus padres y colaborando en la atención a necesidades familiares.

Tenemos un buen testimonio de María Gorroño, dicen las Hermanas; la recuerdan como una mujer de oración, muchas veces se la veía en la capilla de la enfermería orando y presentado al Señor las necesidades de la Congregación, de la Iglesia, del mundo entero. Una Hermana sencilla, alegre y fraterna; agradecida y servicial; cercana y de buenas relaciones con todas, cordial y amable; mujer de paz y comunión.

Ingresó en la enfermería el 2004 y durante su estancia en ella ha favorecido un ambiente de familia, pues aunque estaba limitada, disfrutaba de una mente lúcida; se podía hablar con ella, tenía capacidad para escuchar y comunicarse. Se interesaba por los acontecimientos de la Provincia, leía con interés la información y los folletos formativos y le gustaba compartirlo con las Hermanas; también participaba en las actividades recreativas organizadas en la enfermería, especialmente en el juego de las cartas para el que tenía gran habilidad.

Ahora ya está en el Cielo con otras muchas Carmelitas Misioneras. Sabemos por la fe que de forma resucitada permanece entre nosotras; estamos seguras que continuará intercediendo por todas las que hemos caminado, vivido, trabajado con ella y nos ayudará a vivir y testimoniar la presencia del resucitado en nuestra vida y misión. Oramos por ella a Dios nuestro Padre para que goce de su presencia por toda la eternidad.

Un fuerte abrazo, en nombre del Consejo Provincial.

María Esperanza Izco
Madrid, 1 de abril de 2013

Categorías

diciembre 2022
L M X J V S D
 1234
567891011
12131415161718
19202122232425
262728293031  

0 comentarios